TOURS Y VISITAS: Sin colas, paseos guiados

Lado canadiense

Journey Behind the Falls, una de las grandes atracciones de Niágara

Journey Behind the Falls

Journey Behind the Falls

Los visitantes que vienen a Niágara suelen tener en su agenda el paseo en barco por el crucero «Maid of the Mist» y también la visita a la atracción Journey Behind the Falls. ¿Pero en qué consiste?, ¿Merece la pena?. En esta sección vamos a comentar qué ofrece Journey Behind the Falls y por qué estamos seguros de que es una experiencia que no te puedes perder.

Lo primero que tienes que saber es que Journey Behind the Falls es una atracción del lado canadiense de Niágara. Es además una atracción abierta todo el año y que tiene como principal interés, el ofrecer unas impresionantes vistas panorámicas de las cataratas desde abajo y muy cerca, a una distancia que ni si quiera podrás tener con los cruceros.


¿En que consiste Journey Behind the Falls?

La visita consiste en un descenso en ascensor de unos 40 metros hacia los niveles de túneles inferiores, con acceso a dos puntos de observación, que son dos grandes balconadas desde las que podrás casi tocar con la mano las cataratas y que se encuentran debajo de la caída del agua. El estruendo es enorme, la humedad es máxima y el entramado de túneles y pasillos oscuros hace la visita muy emocionante. Piensa que por esas cataratas transcurre 1/5 parte del agua dulce de todo el planeta.

Journey Behind the Falls se puede considerar una atracción con valor histórico. En 1903, un túnel fue construido detrás de la catarata principal de Herradura, para transportar a los empleados de la estación eléctrica, del nivel superior a la base de la catarata. En 1924 se realizó una extensión de 50 metros bajo la catarata y en los años posteriores se añadieron nuevos espacios y renovaciones.

En 1951 se inició el periodo turístico con la construcción de una plataforma exterior de observación, que convirtió ese entramado de túneles en la gran atracción que hoy disfrutamos.


¿Cuánto dura la visita?

La visita dura unos 45 minutos y en los meses cálidos se puede acceder a todos los niveles, para lo cual se te proporciona un chubasquero para evitar mojarte. Dentro del complejo podrás moverte con libertad entre los dos niveles de observación, mediante un sistema de pasillo que además está ilustrado con paneles informativos sobre la historia de la atracción y sobre las cataratas. Podrás hacer muchas fotos aunque necesitarás proteger tu cámara o portar una que sea resistente al agua.

En invierno, la plataforma inferior se cierra por las condiciones de hielo y nieve y el coste del ticket de Journey Behind the Falls es menor.


¿Merece la pena?

Desde VisitarNiagara.com pensamos que es una de las atracciones imprescindibles de Niágara, por lo menos una vez en la vida hay que hacerla. Literalmente te colocarás tras las cataratas y la propia experiencia de recorrer los húmedos pasillos y oir el estruendo ya de por sí merecer la pena, y aún más si se viaja con niños y jóvenes. Como recuerdo, podrás comprar además una foto souvenir con el fondo de las cataratas.


Reservar tour que incluya Journey Behind the Falls

Puedes reservar con nosotros tu Excursión en Cataratas del Niágara que incluya ticket a la atracción Journey Behind the Falls, en el lado canadiense.

Ver precios y detalles


¿Te gustó este artículo?

Valóralo

Nota media 5 / 5. Votos recibidos: 1

Reportajes relacionados
Lado americanoLado canadiense

El barco Maid of the Mist

Lado canadiense

El vino de hielo o icewine de Niágara, visitar bodegas

Lado canadiense

Los casinos de Niagara Falls

Lado canadiense

Subir a la torre Skylon de Niágara Falls

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *